Browse by:

La historia. La atracción del archivo

[Fragmento de ‘Pasados ejemplares. Conversaciones con Justo Serna’, por Miguel Ángel Taroncher (2019)] …Para mí, la visita al archivo, la primera visita al archivo en 1980, fue un momento de epifanía, uno de los momentos más grandes y mejores que tenido en mi tarea investigadora. Tuve la impresión inequívoca (o equívoca) de ingresar en el…

Los Ginzburg. Léxicos familiares

Ignacio Martínez de Pisón acaba de publicar un bello texto, un sentido artículo. Se trata de una columna concebida con intriga y con finura (como de costumbre). En este caso, es una pieza periodística dedicada a la familia Ginzburg. Lo publica en La Vanguardia y lo titula así, limpia y sencillamente: ‘Los Ginzburg’. Ignacio reconstruye…

microHistoria. Las narraciones de Carlo Ginzburg

Presentación microHistoria. Las narraciones de Carlo Ginzburg Llibreria Ramon Llull Jueves 7 de marzo a las 19:30 Anaclet Pons y Justo Serna Anaclet PonsAntonio GramsciAntropologíaCarlo GinzburgcomunicaciónCulturaCultura de masascultura popularEducaciónEscribirfotografíaHistoriaHistoria Culturalhistoria y novelaIntelectualesJusto SernaLa felicidad de leerLa historialiteraturaLlibreria Ramon LlullPolíticaSigmund Freud

Carlo Ginzburg

Anaclet Pons y yo Escribir y publicar con Anaclet Pons son sólo dos de las cosas que ambos hemos compartido desde hace años y años. Nuestra amistad, si mi colega me permite revelarlo, se remonta a muchas décadas atrás. Éramos jovencitos que disfrutaban con lo que precisamente compartían. Se preguntarán a qué me refiero. Pues…

microHistoria. Las narraciones de Carlo Ginzburg

Granada, Editorial Comares, 2019. Antes que nada, hay que decir que sí, que Anaclet Pons y yo, Justo Serna, somos historiadores y, más concretamente, que somos historiadores dedicados a la cultura. Podríamos decir por tanto que somos historiadores culturales. Y deberíamos decir que de Carlo Ginzburg, el egregio colega, lo hemos aprendido casi todo. Como…

Historia y mantequilla

Sentados al pupitre, los investigadores esperan los legajos prometedores. Traerán datos. El legajo prometedor. El sintagma tiene una fea sonoridad, una resonancia de escupitajo: legajo, algo arrojado. Todos lo admiten, pero no los viejos historiadores, que aún confían. Éstos, los viejos historiadores, cuando acudieron a un archivo por primera vez, aquello que manejaron fue eso:…